sábado, 1 de junio de 2013

NAVALON EN PRIMAVERA



Buenos días a todos nuestros lectores:

Apenas han pasado dos semanas desde el pedazo de ruta que nos salió por Moixent, y de vuelta que estamos por la zona, pero esta vez atacando desde Navalón, Navalón de Arriba, para ser exactos.
Reunidos en la pista de Silla a las 07:15, como siempre que nos dirigimos hacia el sur, Jose Luis, Héctor, Diego, Paula y un servidor (Carmelo), hemos partido raudos como el viento al encuentro de Miguel, que nos esperaba en el punto de partida de la ruta. Una vez listos, y con la fresca brisa mañanera, nos hemos dispuesto a comenzar el pedaleo y sorteando unos cuantos charcos nos hemos dirigido hacia  La Sima, con sus altos pinos y un riachuelo de aguas limpias, que nos ha ido acompañando unos cientos de metros hasta que hemos hecho un quiebro a la derecha para encaminarnos hacia la fuente del Morenico y desde ahí por la Umbría de Blay hacia la fuente de Las Arenas, lugar de acampada libre.
Como hemos ido comentando a lo largo de toda la ruta, esta zona tiene unos de los mejores bosques de toda la provincia, y es que a cada giro del camino, nos quedábamos asombrados con los paisajes que íbamos descubriendo.
Así pues, ansiosos por ir disfrutando de nuevos parajes, hemos seguido pedaleando, subiendo por una suave pendiente que nos habría de llevar después de unos cuantos kilómetros hasta la cima de nuestra ruta, y para ello, siguiendo por La Canaleta, hemos pasado por Casas de Santich, el Horcajo y la Canaleja, distintos puntos del recorrido antes de cruzar la frontera con la provincia de Albacete. Una vez en el término de Almansa, hemos dirigido nuestros pasos hacia la Cañada de Vicente para volver de nuevo a la provincia de Valencia por el camino de Navalón.
Como dato curioso, decir que nos hemos encontrado con lo que parecía una antigua casa cueva, ahora al parecer reconvertida en refugio de pastores, y la verdad que no tenía desperdicio, más de uno ha dejado volar su imaginación con los posibles usos de la misma...
Prosiguiendo con el pedaleo, y con alguna bajada bastante técnica en la que Jose Luis se ha lanzado ansioso de saborear las virtudes de su nueva máquina, le hemos seguido, cada uno como ha podido, y hemos continuado el camino bajando cada vez más, disfrutando lo que antes hemos sudado, y recorriendo los caminos que ya hicimos hacía dos semanas, porque estábamos buscando el premio merecido, el almuerzo en el Teularet.
Para ello hemos atravesado los parajes del Alt de la Simeta, Lomas de Concedo y por el camino Carciller  hemos acelerado al máximo porque realmente nuestros estómagos estaban vacíos, hoy no hemos parado ni para comernos una barrita, sabíamos cual era el premio y no queríamos perder tiempo ni espacios estomacales, je je.
Teniendo en cuenta el gran día que había salido, hemos decidido tomar posiciones en la terraza, para empezar con unas cervecitas, unos cacahuetes y unas almendras a abrir boca. Jose Luis nos ha sorprendido con su clara de verano a base de Aquarius, clarita para deportistas, je je.
Y por fin ha llegado el plato fuerte (para el que lo ha querido), una estupenda bandeja de embutido a la brasa, chorizos, morcillas y longanizas acompañados de pisto y patatas a lo pobre de cultivo ecológico, casi ná, todo ello delicioso, recomendamos encarecidamente a cualquier biker o senderista que pase por la zona, que no deje de visitar y pedir un plato o un bocadillo de embutido, 10 sobre 10!!
Y para acabar de redondear el almuerzo, nuestro ya típico cremaet, como no, con jarra de Ron flambeado, para que cada uno se lo sirva al gusto, y el poco que ha quedado, a modo de chupito, dulce y sin prácticamente alcohol, que al final a Paula le ha gustado.
Satisfechos los estómagos (algunos demasiado), hemos de continuar con la ruta, bajando un poco más hasta el barranco de la Higuera, para enfrentarnos a la última rampa del día, dura por el calor (ni una brizna de aire), la inclinación, y el peso recién adquirido...
Poco a poco, tal y como íbamos ascendiendo, nos hemos ido quedando en dos grupos Miguel, Héctor, Jose Luis y yo por delante, Paula y Diego por detrás.
Llegados los primeros a Navalón de abajo, hemos recibido una llamada de Diego, y es que a Paula la pata del cambio le ha dicho basta y no ha podido seguir. Consciente de la hora, Diego nos ha dicho que hiciéramos camino, que ellos ya llegaban por detrás.
Daban las dos en el campanario de Navalón cuando hemos aparecido por la plaza del pueblo dando fin a esta ruta "cinco estrellas", nos hemos despedido los unos de los otros y hemos hecho camino, hoy se ha hecho un poco tarde, pero ha valido la pena, ahora a pensar en la próxima ruta... ya queda menos!!!












Ver mapa más grande
Descargar ruta en Wikiloc (Lonchero)
Descargar ruta en Wikiloc (Diego.v)

4 comentarios:

Diego Vivo Gomez dijo...

Gran cronica y gran ruta, como no otra semana mas hemos dado el do de pecho y hemos explorado esta zona que tanto nos gusta.
Como ni decir que todavia tendremos que volver otra vez para poder hacer fotos a la bandeja de embutidos jeje, perdona por no haber podido contestar antes Carmelo pero me gusta la nueva zona runing jeje.
Saludos y a por otraaa

Héctor dijo...

Muy completa la crónica y ruta más que recomendable. El entorno es espectacular (de lo mejor de la provincia, sin duda), y es una ruta amena y divertida. Y ya para rematar la faena, el almuerzo es de los que hacen afición (ideal para enganchar a la btt a gente que esté empezando a rodar, jeje).
Y este sábado el 2º asalto al Pico del Ave, ahora sí!!

Héctor dijo...

Pues si quieres salir en la sección running, ya sabes lo que toca, jeje

Migue Ruiz dijo...

Hoy viernes y mañana a subir un poquito, espero que mañana aclare la mañana para poder disfrutar de las vistas en el pico del Ave por su cercanía al mar y a Valencia. Gran ruta la de Navalon ¡Volveremos!