martes, 13 de agosto de 2013

TRANSMANCHEGA

(Vuelta a los orígenes)



 


En esta ocasión nos hemos decidido a retar nuestro cuerpo y mente.
Esta aventura parte de una necesidad que a mi (Migue), me rondaba por la cabeza. El viaje  estaba pensada para realizar el camino contrario que nuestra familia realizo ya hace muchos años.
Hablo de nuestras madres que siguieron a sus padres Diego y Maria , y su hermana Jose hasta Valencia  en busca de una oportunidad, que como muchas familias del interior de España buscaba en las grandes capitales. En Valencia encontraron su lugar, y Juani madre de Diego encontró a su marido Miguel. Por mi parte, en un viaje al pueblo mi madre Maria encontró allí a su marido Urbano, y el amor hizo que el también viviera la aventura de buscarse la vida en Valencia, donde ya nacimos todos nosotros.
 En este viaje la única incertidumbre era si podríamos completar el viaje, pues no teníamos duda que a la llegada a Miguelturra los nuestros nos estarían esperando con los brazos abiertos. Para mi resulto un momento muy emotivo que nunca olvidare.

¡Este viaje esta hecho por y para vosotros, nuestra familia, para los que están y los que ya no están!

Esta ruta esta compuesta de cinco etapas, y l@s valientes fueron tres, los primos Diego y Miguel, con la compañía, de la apartir de ahora bautizada como "la amazonas", Paula.
MIGUE:
-Decir que en esta aventura puede que como en todos los retos surgieran diferencias, pero ya se sabe que no todos somos iguales, y por eso para superarlos todos tenemos que poner de nuestra parte, pues este es el principio esencial del compañerismo.
Por mi parte los detalles que marcaron un recuerdo fueron entre otros estos:
Como ya dije , la llegada con mi padre esperándonos con su bici en la entrada del pueblo, listo para dar la vuelta triunfal con nosotros y llevarnos con mi madre, mi tía y mi chica.
También el primer día con la insólita piscina que nos ayudo, dando semejanza a un oasis en mitad del monte que nos dio la vida.
Del segundo día me quedo con la bajada con vistas a la garganta del Jucar y sus peculiares pueblos.
El tercero puede que el mas soporífero por sus larguísimas rectas en la llanura  Albacetense.
En el cuarto uno de los más bonitos amaneceres en las eras de El Ballestero y la llegada a las lagunas de Ruidera.
El quinto la mencionada llegada a Miguelturra,  el poder ver a los gamos al amanecer en los montes de las lagunas de Ruidera, y la gran cantidad de rapaces y cigüeñas que nos sobrevolaron en el vertedero de Almagro...
PAULA:

-Recuerdo perfectamente cuando en la cueva  de las palomas MIGUE nos comunicó que le rondaba la cabeza la idea de ir al pueblo. A mi me pareció una muy buena opción hacer una travesía en BTT, era lo que yo quería para vacaciones, lo que no sabía es con quien y donde, así que aproveché y acepté sin pensármelo, a una aventura siempre hay que decir que sí.
Allá que fuimos, al final solamente 3 valientes, hemos hecho kilómetros de todo tipo, llaneando por pistas más rectas que un eqdist de autocad, montaña, sendas, incluso trialeras, y subido a más molinos de los que puedas imaginar.
La peor parte fue sin duda, romper la patilla del cambio, a 20 kilómetros de llegar a Ayora, teniendo que jugar en plena montaña a rodar sin cadena, acompañados de un sol de justicia y sin agua.
Ha sido duro, pero ha merecido la pena por la satisfacción de haberlo logrado y sobretodo haber sobrevivido a la Transmanchega 2013. En resumen balance positivo. Hemos vivido de todo y compartido grandes momentos....
Gracias a mis compañeros, por organizarlo todo, por esperarme en cada curva, por tirar de mi para que no nos anocheciera dando pedales y por aguantarme  en mis momentos de cabezonería absoluta.
!grandes compañeros de aventura!
Estoy convencida que Diego tiene un modo de control de velocidad en las piernas, aun estoy averiguando la manera de desactivarlo. Y la frase del viaje sin duda ''Paula, estas bajando el ritmo...''.
Y  como anécdota que en Miguelturra, les pareciera noticia que una chica hubiera venido también con ellos. ''Yo la quiero conocer'' me dijeron.... Jijiji.  A mi me parece más valiente salir a la hora de la siesta a recibirnos, cámara en mano !!!
Por mi podemos organizar la próxima, si puede ser más fresquita y verde, cuando querais, que tengo una alforja que amortizar.
DIEGO:
Dificilmente puedo explicar todo lo que en esta travesia se ha vivido, podriamos decir que sangre, sudor y lagrimas pero entonces estariamos hablando de una pelicula jeje.
La verdad es que lo vivido en esta aventura si podria catalogarse de pelicula ya que dia tras dia nos hemos encontrado con un reto a conseguir, surcando las montañas de Valencia hasta llegar a la llanura extensa de la Mancha, kilómetros y kilómetros abriendose a nuestro paso, paisajes espectaculares dejandose ver y como no, la flora y la fauna tan presentes en el día a día sin dejar de lado los malditos pinchos de los que tan hartos hemos acabado.
Alginet, Ayora, Valdeganga, El Ballestero, Ruidera y Miguelturra, han marcado el paso de nuestras paradas, en ellas hemos podido disfrutar de una gran diversidad de paisajes, gentes y lugares, en el que cada pedalada te llevaba a un rincon nuevo por conocer y un reto nuevo que superar. No ha sido facil ni creeiamos que lo seria pero sinceramente esta travesia ha superado nuestras espèctativas ya que la dureza como los tipicos problemas de lucha nos hacian ser constantes en casi una media de 10 horas al día, calor abrasador y nuestros cuerpos colmados por el cansancio de la batalla.
Resumiendo todo podria decir que ha sido de lo mas espectacular que he vivido encima de mi bici y se que lo volveria a repetir, quizás en otras condiciones climatologicas o en otra estacion del año pero a lo hecho pecho, me lo he pasado bomba, he sufrido, he disfrutado y he visto cosas de tal belleza que no  puedo explicar con palabras.
Por todo esto y mas pienso que podemos catalogar la TransManchega como un exito total y una nueva conquista de Jodido repecho.
Y esta no sera la ultima.....,volveremos.......

Día 1
Salida de Alginet por el canal del Jucar-Turia, dirección a Tous. Salimos de Tous por unos metros de carretera, cogimos un camino para bordear la urb. San Cristóbal y bajar dirección a Gabarda,  paralelos al Jucar cruzamos Carcer. Atrabesamos Sellent,  para ir hacia Estubeny pasando una empinada subida primero cementada y luego de tierra, para llegar a lo alto en la zona de la Cabrentá y a bajar al rio Sellent y subir por otra cuesta empinada a Estudeny.
Visita obligada al lavadero y su fuente para salir frescos dirección a Anna, donde en la entrada al pueblo nos desviaremos para pasar por el tan conocido lago de Anna.
Apartir de aquí empezamos con la subida que va tomando inclinación a medida que los olivos se transforman en pinada.
Ya terminada la parte con más desniveles de la subida, toca seguir subiendo por la vereda de Almansa dirección a los molinos de Enguera, ¡Ojo pues en toda la montaña de Enguera no pasaremos por ningún punto donde recoger agua potable!
Bajaremos de nuestra primera cima por la CV-590 carretera poco transitada que nos dará la sensación de sentir cada curva eso si sin jugárnosla pues el camino es largo y lo esencial era llegar.
Terminada la bajada toca afrontar una dura subida al punto más alto de la ruta, y aquí empezó el primer golpe a nuestra moral, Paula se le rompió la pieza que une el cambio con el cuadro de la bici.
Que hacemos? fue la pregunta, y la respuesta que siempre pasa por la cabeza en estas circunstancias es, ni un paso atrás hasta la victoria siempre.
Nos toco remontar las cuestas restantes y los llanos andando hasta la llegada a Ayora, y suerte que  aun nos quedaban muchos kilómetros en bajada. Decir que la bajada hasta Ayora por esta zona es muy divertida y boscosa.
Casi sin agua y con un sol abrasador teníamos la necesidad que refrescarnos, pero aun quedaban muchos kilómetros y nos costaría hacerlos andado, cuando nos racionábamos las gotas que nos quedaban lo vimos, allí estaba, no podía ser real una piscina con sus hamacas y su ducha en mitad del monte sin vallas... Era el Oasis en el que como cualquier Tuareg en el desierto del Sahara, tocaba descansar refrescarse y cargar provisiones.
En el pueblo y terminada la ruta pedimos ayuda y nos enviaron a un chatarrero que vendía y reparaba de todo, pero que nos dijo palabras textuales:
-Estas bicis tan modernas...
No podíamos creerlo el primer día y el abandono de Paula flotaba en el ambiente, pero un chaval muy majo que trabaja en la gasolinera del pueblo, nos envió a una tienda nueva que hay en el pueblo. Decir que en Ayora estaba todo cerrado por las fiestas y el chaval de la gasolinera nos dio el numero del chico de la tienda para llamarlo, y allí que vino a la tienda y reparo como pudo el cambio, lamento no saber el nombre del dueño de la tienda, lo llamaremos McGuiver. La tienda es Ciclos Axenia si estáis por la zona no dudéis en visitarla encontrareis cosas a muy buen precio, por cierto si lees esto y puedes déjanos un comentario. Gracias Crack!
Tras un largo día a base de barritas y geles, nos fuimos al bar a comer algo de verdad, y a la piltra que el segundo día también seria duro.

Día 2
Madrugón pero con muchas ganas de rodar ya pasado el susto del primer día, cruzamos Ayora donde no duermen en fiestas, pues eran las 7 de la mañana y los mas jóvenes seguían bailando, el resto en los bares, y de charanga  tirando petardos.
Ciclamos un sube y baja hasta Zarra pasando por su plaza y bajamos por sus empinadas calles para empezar con una dura subida, eso si por cemento en su primera parte luego un descanso, y seguimos por una buena pista dirección a los molinos de la zona del Moragete.
Desde lo más alto larga bajada con alguna cuesta por una bonita pinada con sus barrancos y peculiaridades del monte Mediterraneo. Terminada la bajada, nos plantamos en una pista en muy buen estado que nos deja ver ya, la espectacular garganta del Jucar.
Pasando unos kilómetros de falsa baja encontramos la fuente del huertecito, donde nos refrescamos y cargamos agua, pues el primer día nos acordamos mucho pero que mucho del mayor recurso del planeta.
Ya paralelos al Jucar transcurrió la ruta por su cañón, pasando por sus varias aldeas y con parada a comer en Alcala del Jucar, pues decidimos tomarnos ya con más calma las jornadas, tras reponer fuerzas fuimos a refrescarnos en la playita del Jucar en Alcala.
Nos quedaban unos 44 kilómetros de caminos de tierra y algo de asfalto, deleitándonos con sus casas cueva empotradas en la pared del cañón. Como reto final del día nos metimos por un tramo con una larga senda sube y baja, donde nos topamos de frente con una mama Gamo y sus dos crías las cuales treparon por la pared del cañón dando unos saltos increíbles.
En este día nos desesperábamos al ver que los kilómetros no corrían, y que como nos repitió  Diego no teníamos ritmo, pues Paula en su llegada a la casa rural no tenia claro si quería seguir sufriendo, en este punto todos teníamos ya  el culo como un mandril pero tras una cerveza, una buena cena y un descanso en la fresca habitación cueva...

Día 3
...Al alba en Valdeganga tres ciclistas se despiertan con ganas de volver otro día más a darlo todo, esta no seria una ruta dura en cuanto a desniveles, pero si en cuanto a aguantar un ritmo, que por el estado físico cuesta seguir, así que otro día más a tomárselo con calma y seguir un ritmo asequible.
Salimos de Valdeganga por la vía ciclista que nos lleva a Albacete ciudad, la cruzamos por sus afueras, y enlazamos con el paseo del canal de Mª Cristina habilitado para los peatones, ciclistas... El cual nos enlazaría con la vía verde de Alcaraz. Esta vía verde en su inicio tiene una larguísima recta la cual no se ve el final, lo que hace duro el pedaleo, pero con el transcurso de los kilómetros vamos viendo mas cerca las montañas, las que cogimos al llegar a Balazote, donde comimos una mazorca de maíz y nos compramos unos refrescos en la gasolinera.
Cogimos de nuevo la vía verde para empezar con su tramo más divertido, pues aquí empezamos a pasar túneles, ojo algunos de ellos largos y sin iluminar.  También hay un tramo de una senda con algún tobogán para disfrute de todos, y llegamos ya a el Jardin pueblo donde hacemos una parada para comer un menú, pues el comer con tanto esfuerzo empezaba a ser una necesidad.
Vuelta a la vía verde hicimos aun unos kilómetros hasta el desvió hacia el Ballestero, al cual nos acercaríamos pasando por la laguna de ojos de Villaverde, un humedal que gracias a las lluvias de este año aun contenía agua en su parte central. Tras pasar la laguna y una zona de choperas nos quedaba subir un poco, y no seria la típica subida pues era como una autopista de tierra recta, que digo recta, rectisima. Llegamos a el Ballestero, y un gran hostal nos espera, el mejor alojamiento sin duda calidad precio. Bajamos al bar de la piscina donde empalmamos los tanques de cerveza con la cena, y donde desafortunadamente nos dejamos aconsejar por el camarero que nos dijo que fuéramos por la ruta del quijote a las lagunas que se tardaba menos. Mentira, nuestro track era de lo más acertado y lo cambiamos para ir primero bien hasta el Bonillo por la ruta del Quijote, que terminaba en el pueblo, desde donde cogimos una carretera unos 10 kilómetros hacia las lagunas, para poder empalmar con nuestra ruta. Tranquilos a los que queráis hacerla, pues nuestros errores han servido para mejorar el trazado de la ruta completa, que esta colgada en wikiloc.

Día 4
Cada día que pasa cuesta más levantarse, y en esta ocasión la mañana nos deleita con un precioso amanecer en el altiplano de el Ballestero. El día como ya comente antes no seria tan fácil como esperábamos pues al principio nos costo despertar y cuando ya estábamos calientes en el Bonillo, nos hundió tener que hacer un tramo de unos mas de 10 kilómetros por carretera. No somos muy amigos del asfalto y menos si es por una carretera secundaria con rectas, donde la gente corre como en una autopista, pero conseguimos enlazar con la ruta ya en lo que comenzaban a ser los montes que nos llevarían a las lagunas, pasamos por caminos algo bacheados pero rápidos pues el camino picaba en bajada. El otro problema de la ruta vino con que el track pasaba por un barranco donde alguna vez supuestamente pasaba un barranco, pero con algo de bicitreking conseguimos salir de el, este tramo también lo he modificado, no se puede hacer bicitreking con tantos kilos a cuestas.
Unos kilómetros más y primera laguna a la vista, la laguna conceja que con sus juncos se iva abriendo para dar paso a todas las demás lagunas.
Nosotros no recorrimos todas las lagunas, pero yo he estado varias veces en ellas y puedo decir que en todo el parque hay rincones para disfrutar.
La primera parada fue en el baño de las mulas, y como ya habíamos visto por otras zonas húmedas el año había sido excepcional, pues el agua saltaba con fuerza de una laguna a otra.
En la segunda parada ya no pude resistir la tentación y me lance al agua en la laguna de San Pedro, desde hay bajamos a nuestro hostal.
Mención aparte merece este lugar, cuchitril donde los aya, alojamiento barato pues parecía de dudosa legalidad, en fin buen lugar para disfrutar de una puesta de sol y unas copas, pero mal lugar para hacer noche.
Tras disfrutar de una buena comida descanso y cena en las lagunas, estábamos todos con ganas de afrontar la ultima y larga etapa final, con final en las eras Miguelturreñas.

Día 5
Salimos de las lagunas carretera arriba hasta el desvío por una senda de subida dura dura para calentar motores, en pocos metros se transforma en un camino que subirá y bajara los montes, y nos llevara a zonas recónditas donde divisamos a tres gamos atravesando un campo, seguimos por caminos de monte y llegamos a una casa de campo llamada Ballestero, que al parecer fue un antiguo molino pues estaba situado en la zona alta.
Seguimos por caminos rápidamente, pues el día era largo y todos queríamos dar todo lo que teníamos guardado. Salimos de los montes y llegamos a Carrizosa pueblo en fiestas como tantos otros aunque aquí la gente si estaba ya a esas horas descansando. Salimos del pueblo por el barranco del rio Cañamares y subimos una cuestas que nos sacara del barranco para ver delante nuestra los molinos de los montes Juego de bolos.
Vamos por las faldas del monte por caminos siguiendo la senda de largo recorrido GR-164 que nos lleva por la cañada de Ganados, dejando atrás el pantano de Vallehermoso, dejamos la cañada para enlazar con la ruta del Quijote que nos dirige hasta Valdepeñas.
Cruzado ya Valdepeñas salimos por el camino de Almagro, y nos dirigimos hacia Moral de Calatraba, viendo ya lo que seria el ultimo puerto de esta ruta, donde esperaban en lo alto los molinos de las hoyas con el cerro de San Cristóbal, y su antiguo molino. Bajada de vertido dirección a Almagro, pero antes parada para ver como el vertedero, que sirve de alimento a cientos de cigüeñas, pequeñas y grandes rapaces. 
 Comida en la plaza porticá de Almagro, y afrontamos los últimos 19 kilómetros finales para llegar por el camino de Almagro a Miguelturra, a unos kilómetros de la llegada divisamos la torre gorda y aquí si tenemos la certeza que hemos conseguido una gran gesta.
Cinco días en bici nos separan de nuestra tierra, pero esos cinco días en bici nos han traído a lo que yo considero también mi casa.
Este viaje va dedicado a todos aquellos que como nuestros abuelos salieron del pueblo en busca de un futuro mejor, y que en Miguelturra en las fiestas del cristo se les recuerda con el día del ausente.
Alojamientos recomendados:
*En Ayora alojamientos cualquiera dentro del pueblo, el nuestro estaba algo lejos del pueblo y nos hicimos algún kilómetro de más.
*En Valdeganga dormimos en la Casa cueva alegría , (consultar precio según ocupación) ,también tenéis el hotel Cristina Enea.
*En el Ballestero Hostal Rivera con todo lujo de detalles, gran desayuno y con gimnasio por si os sobran las fuerzas, el mejor de nuestros alojamientos calidad precio.
*En las lagunas cualquiera menos el hostal la Ínsula, solo para tomarte algo fresquito.
*En Miguelturra tenéis el Hostal San Juan buen lugar para hacer noche cerca del parque y la plaza donde dar una vuelta y tomar algo.
*El transporte corrió a cargo de una furgoneta de alquiler, que al final no nos salio tan bien de precio. Aconsejo preguntar en la estación de autobuses de Ciudad Real (transporte) por si se pueden llevar bicis en el viaje directo a Valencia, en tren hay que hacer transbordo o desmontar y empaquetar la bici para viajar en el Ave.
Yo os digo como en el final del Quijote...
...Y con esto cumplirás con tu cristiana profesión, aconsejando bien a quien mal te quiere, y yo quedaré satisfecho y ufano de haber sido el primero que gozó el fruto de sus escritos enteramente, como deseaba, pues no ha sido otro mi deseo que poner en aborrecimiento de los hombres las fingidas y disparatadas historias de los libros de caballerías, que, por las de mi verdadero don Quijote, van ya tropezando, y han de caer del todo, sin duda alguna. Vale.
Fin.
Pues este es mi final de la TRANSMANCHEGA...
...Todo tiene principio y final, y os digo que disfrutéis tanto del principio como del final, y no es de menester que a mitad de labor, gocéis con lo que atesoréis en vida.  


Somos una piña


Senda para abrir boca
Empezamos a subir de verdad
¿Son Gigantes o Molinos?


Venga que bajamos la media!
El Oasis
Encinaca

Bajada hacia el Júcar

¿Estamos ya en la Mancha?


El Júcar

Ahí los gatetes

Playa de Alcalá del Júcar

Alcalá del Júcar


La Hoz del Júcar



Ahí los corcetes

 La casa cueva en Valdeganga

Amanecer en Valdeganga

Emblema Quijotesco

Zona de regadío

Por fin se acaba la recta del infierno!



Tunelando

Cómo me gusta pasar por estos sitios y llenarme de pinchos!

Chopera

Autopista hacia el cielo, el Ballestero


No andamos bien amueblados de arriba!

Precioso amanecer en las eras de el Ballestero


Concentrando la fuerza universal

Pastoreando en bici


Llegamos a las lagunas

Baño de las mulas



Ahí los patetes

Puesta de sol en las lagunas

Tanques si, pero de Cerveza

Atiende que fotacooooos!


Amanece en las lagunas de Ruidera

Finca y antiguo molino de Ballestero




Fuente en Carrizosa

Saliendo del barranco del rio Cañamares


Unas de las bicis

En las faldas de Juego de Bolos
Subida desde Moral de Calatrava

El molino de Moral de Calatrava
Diego y su tinaja
El vertedero y sus aves
Hay las cigüeñetas
Almagro
Plaza mayor de Almagro




Puente del matadero Miguelturra
plaza de la iglesia Miguelturra
Final de ruta en la torre gorda.

    Ruta TransManchega.
       Ruta Completa:
El desnivel acumulado es más solo hay que sumar el de todas las etapas.

                                                                1ª Etapa


                                                                             2ª Etapa

                                                                            3ª Etapa

                                                                            4ª Etapa

                                                                             5ª Etapa


Descargar Ruta completa en Wikiloc
Descargar Etapa 1ª en Wikiloc 
Descargar Etapa 2ª en Wikiloc 
Descargar Etapa 3ª en Wikiloc 
Descargar Etapa 4ª en Wikiloc 
Descargar Etapa 5ª en Wikiloc 

Aquí tenemos una imagen de como el periódico de Miguelturra se hace eco de nuestro viaje.

8 comentarios:

Migue Ruiz dijo...

Orgulloso después de un buen trabajo, el primero en felicitarnos, después de esta publicación en Wikiloc el señor Rutadura.

Diego Vivo Gomez dijo...

Te felicito Miguel por la gran cronica que has hecho, a veces las palabras lo pueden contar todo pero lo que vivimos y sufrimos solo lo sabemos nosotros.
El reto queda conseguido e inmortalizado para que todo el mundo vea y lea lo que hemos hecho,con este nivel lo siguiente debe de ser ya una vuelta a España o algo de eso jeje.

Carmelo dijo...

Yo de mayor quiero ser como vosotros!!!
Si la crónica es la mitad de buena que la ruta, menuda ruta os habéis marcado...

Pepe Abarca dijo...

Muy bien Migue, la ilusión de montar, trazar, organizar, realizar y llegar, es una de las maneras mas sanas de llevar a buen termino una travesía. Tu relato es muy emotivo y da la sensación de haber cumplido vuestras ilusiones y retos, seguro que esto os dará fuerza para la siguiente aventura.....
Mi mas sincera enhorabuena a los tres.
Ah, Excelente la imagén del Quijote al final.

Migue Ruiz dijo...

Gracias a los tres.
Carmelo la ruta es de buena a muy buena, ni yo pensaba que se podía llegar a mi pueblo pasando por sitios tan bonitos, y eso que en coche ya había estado en muchos de ellos, pero para conocer de verdad algo hay que recorrerlo en bici o andando.

alex dijo...

Felicidades Miguel Ángel y al resto que no tengo el placer, aunque de los comentaristas bien presumo de conocer al Maestro Rutadura al que sigo en sus pasos, perdón, sus pedaladas.
Me alegra haberte servido en tu periplo, aunque posiblemente haga el recorrido Albacete-Ciudad Real de tu mano pues de las provincias colindantes a mi Albacete, tan sólo me queda por recorrer siguiendo tu trazado final. El que me conoce sabe que mis aventuras duran lo que dura un día, pero intentaré disfrutar a mi manera vuestra experiencia.
Ahora disfrutar y hacer grandes los recuerdos con el paso del tiempo y recordar que somos lo que somos por lo que fuimos y podremos ser.

MotiBiker dijo...

Gran aventura! Enhorabuena por este gran reto que habéis conseguido!

Migue Ruiz dijo...

Gracias Alex y Moti por vuestros comentarios.